Abrir una cuenta Amazon Vendor

Amazon Vendor Cómo Abrir la Cuenta

  • Las marcas únicamente pueden abrir una cuenta Amazon Vendor bajo invitación de Amazon, el cual compra productos al por mayor a la marca para después venderlos directamente a los usuarios finales.
  • El fabricante o distribuidor sólo publica sus artículos en el marketplace, despreocupándose de los precios finales, la gestión logística o los costes de envío.

 

Aunque empezar a vender en Amazon puede parecer una tarea sencilla, lo cierto es que, dependiendo de la modalidad de la cuenta que se tenga, resultará más o menos complicado hacerlo con éxito. No requiere los mismos esfuerzos ni conocimientos técnicos vender productos al cliente final utilizando la plataforma de Amazon para crear una cuenta Seller que venderlos directamente a Amazon para que sea la propia compañía, y no el vendedor, quien se encargue de todo el proceso como ocurre en las cuentas Vendor. 

La modalidad de cuenta Vendor está orientada a proveedores y fabricantes que no tratan con el cliente final, sino que venden sus productos al por mayor a Amazon para que sea la propia compañía estadounidense quien los ofrece directamente a sus usuarios utilizando su plataforma y etiquetándolos como artículos “Vendidos y gestionados por Amazon”.

En este caso, la venta se limita a Amazon como distribuidor y, automáticamente, este producto pasa a ser Prime con todos los beneficios que ello conlleva. Por tanto, el Vendor no asume los costes de envío a cliente, ni tiene que realizar el seguimiento de estos mismos envíos. Pero, por contra, tampoco puede ejercer ningún tipo de control sobre los precios de venta de sus productos, ni disponer de información sobre las condiciones de compra que se les están ofreciendo a los usuarios. También deberá asumir los costes de envío a los almacenes de Amazon y el seguimiento de dichos envíos hasta los almacenes. 

¿Quién puede abrir una cuenta Amazon Vendor?

No todas las marcas pueden abrir una cuenta en esta modalidad. El acceso a Amazon Vendor Central es limitado. Es el propio Amazon quien selecciona a los vendedores que pueden participar en él a través de una invitación previa que pueden recibir a través del email o el teléfono. Una vez negociadas las condiciones del contrato entre ambas partes, la compañía de Jeff Bezos se encarga de abrir la cuenta para el país que se haya acordado y facilita el acceso al panel de control para el proveedor.

Normalmente, Amazon se interesa por los vendedores que tienen ya un gran volúmen de ventas en su modalidad Seller y les ofrece pasar a ser Vendor. También lo hace con marcas que son conocidas, con proveedores interesantes que encuentran a través de los datos de sus Seller o con fabricantes de productos para los que les interesa poner su propia marca como es el caso de Vendor Manufacturer.

A diferencia de quienes abren una cuenta Seller, los Vendor no tienen que pagar una cuota fija mensual, sólo deberán hacerlo si quieren acceder a ciertos servicios como adelantar stocks, disponer de reportes premium de Analytics o crear campañas en AMS o AMG, entre otros.

Una vez abierta la cuenta en Vendor, el fabricante o proveedor debe publicar los productos en la plataforma indicando el precio de cesión por el que vende cada artículo a Amazon y el precio recomendado para la venta final al cliente. A partir de ese momento, los productos no aparecerán directamente activos en la plataforma. Tendrá que pasar un periodo de aprobación, que puede durar más de 30 días, para que Amazon analice la demanda para cada uno de ellos y se decida por comprarlos, pedirlos, almacenarlos y, finalmente, venderlos al precio que estipule su algoritmo de venta.

Te contamos qué diferencias hay entre cuentas Seller y cuentas Vendor en Amazon para que puedas valorar la que mejor se adapta a tu negocio.

NIVEL:


Salir de la versión móvil